14 abr. 2016

6 ) CHARLA.- Sigmund Freud -. Psicoanalisis - Interpretación de los sueños



                                                                      

                                                                           Psico-análisis




Sigmund Freud (Príbor66666 de mayo de 1856-Londres23 de septiembre de 1939) fue un médico neurólogo austriaco  de origen judío  padre del psicoanálisis y una de las mayores figuras intelectuales del siglo XX.
Estudió en París con el neurólogo francés  Jean Martin Charcot  las aplicaciones de la hipnosis en el tratamiento de la histeria. De vuelta a la ciudad de Viena y en colaboración con Josef Breuer desarrolló el  método catártico. Paulatinamente, reemplazó tanto la sugestión hipnótica como el método catártico por la asociación libre y la interpretación de los sueños. De igual modo, la búsqueda inicial centrada en la rememoración de los traumas psicógenos como productores de síntomas fue abriendo paso al desarrollo de una teoría etiológica de las neurosis más diferenciada. Todo esto se convirtió en el punto de partida del psicoanálisis, al cual él quiso dedicarse ininterrumpidamente el resto de su vida.

Como nota curiosa, quisiera reportar que en mis 16 años, en el 1944, yo leí con cierta curiosidad un texto en italiano sobre la Interpretación de los sueños de Freud. La lectura fue interesantísima, pero a los 16 años estábamos muy dominados por los tabúes como  por la feroz sexualidad   exuberante de la pubertad.
Yo aprovechaba mi supuesta “cultura “de psicoanalista de sueños para  convencer a las chicas que lo que ellas en el fondo querían era hacer cositas conmigo.

Freud postuló  también con valor la existencia de una sexualidad infantil perversa polimorfa, tesis que causó una intensa polémica en la sociedad puritana de la Viena de principios del siglo XX .
       Por eso  fue acusado de pansexualista.


Pero, a pesar de la hostilidad que tuvieron que afrontar sus revolucionarias teorías e hipótesis, Freud acabaría por convertirse en una de las figuras más influyentes del siglo XX.
Sus teorías, sin embargo, siguen siendo discutidas y criticadas, cuando no simplemente rechazadas. Muchos limitan su aporte al campo del pensamiento y de la cultura en general, existiendo un amplio debate acerca de si el psicoanálisis pertenece o no al ámbito de la ciencia.



  En honor a Freud, al cual se le denomina el padre del psicoanálisis, se dio la denominación «Freud» a un pequeño cráter de impacto lunar que se encuentra en una meseta dentro de Oceanus Procellarum , en la parte noroccidental del lado visible de la Luna.
Tras algunos años de aislamiento personal y profesional debido a la incomprensión e indignación que en general sus teorías e ideas provocaron, comenzó a formarse un grupo de adeptos en torno a él, el germen del futuro movimiento psicoanalítico. Sus ideas empezaron a interesar cada vez más al gran público y se fueron divulgando pese a la gran resistencia que suscitaban. 

Sin embargo, en 1938, tras la anexión de Austria por parte de la Alemania nazi, Freud, en su condición de judío y fundador de la escuela psicoanalítica, fue considerado enemigo del Tercer Reich.
Sus libros fueron quemados públicamente y tanto él como su familia sufrieron un intenso acoso.

                                 1933

  Tuvo que refugiarse en Londres, Inglaterra. En el momento de partir se le exigió que firmara una declaración donde se aseguraba que había sido tratado con respeto por el régimen nazi. Freud consintió en firmarla, pero añadió el siguiente comentario sarcástico: «Recomiendo calurosamente la Gestapo a cualquiera».
Murió relativamente joven, por un feo cáncer al paladar que le arruinó los últimos tiempos de su vida. Pero tuvo el valor de pedir a un médico amigo que le suministrara algo para poner fin a una vida que venía inexorablemente extinguiéndose.
 Y tres dosis de morfina acabaron con él y sus sufrimientos. Él mismo tuvo valor  porque al momento de la última decisión supo mantener dignamente su postura.  Y tuvo valor el amigo médico en ayudarlo corriendo fuertes riesgos por las incomprensiones de los hombres pequeños.
Como consideración   sobre otro tipo del fanatismo   en general, en varias épocas, por motivos políticos o religiosos, voy a poner acá   fotos y representaciones de quemas de libros. Ninguna “Civilización “ha podido salvarse de ésta mancha negra en su conciencia.  


             



                                                          1973  
                          







                                                    Siglo  XVI



                                                  

                                                     Siglo   XI





  
                                               Siglo III   a.C


                                                Dinastia Qin  

                                 

     

                                                
                                            


No hay comentarios: